Hay citas que no podemos dejar pasar por alto. Este año se cumplen 100 años del descubrimiento de la tumba de Tutankamón, en el Valle de los Reyes, por Howard Carter. Y algo tiene el Antiguo Egipto que atrapa el interés de los pequeños de la casa. ¿Será por sus pirámides, por sus momias, por sus sarcófagos, por sus jeroglíficos, por sus dioses o por sus templos? La respuesta, yo creo que está en el misterio que resulta de la combinación de todo ello.

La editorial Anaya Infantil y Juvenil ha tirado la casa por la ventana para celebrar tal efeméride y es que la ocasión lo merece. No uno, ni dos, sino varios libros presentan este otoño en la mesa de novedades de las librerías para que todos los niños puedan acercarse a uno de los grandes descubrimientos de la Arqueología. La pirámide misteriosa, de Florente Lepeytre; Mi primer libro sobre Egipto / Egipto y el río Nilo, de Vicente Muñoz Puelles; Momias al descubierto, de Tom Froese… La lista es larga. Nuestra elección familiar ha sido Tutankamón. El descubrimiento de la tumba, de María Carme Roca. 

Por qué te gustaría ‘Tutankamón. El descubrimiento de la tumba’

el libro de tutankamón

Se trata de un libro basado en hechos reales (los niños van va a aprender muchas cosas) y lo que más nos ha gustado es que se desarrolla en Egipto durante dos épocas distintas. ¿Las adivináis? La primera es 1922, el año del descubrimiento de la tumba, con Howard Carter como protagonista y con una trama donde los bandidos y expoliadores de tumbas parecen no querer poner las cosas fáciles.

Y ojo, que también aparecen las famosas maldiciones que acompañan al hallazgo (suspense e intriga, no digo más). Y la segunda, el siglo XIV a.C, durante la Dinastía XVIII, en tiempos del propio faraón. Aquí hay que estar muy atentos a las intrigas palaciegas y a los objetos que utiliza Tutankamón que luego después, más de 3000 años, encontraremos en la excavación. 

Este aniversario nos da la oportunidad de acercarnos al mundo oculto de las momias, vivir miles de aventuras dentro de las pirámides, conocer la vida en el Antiguo Egipto y todo ello sin dejar de divertirnos con una lectura entre nuestras manos apasionante e intrigante.

Tutankamón no llegó a cumplir los 20 años y a pesar de todos los obstáculos que tuvo en su vida (incluso nació con una malformación en el pie que le ocasionaba no pocos dolores), se ha vuelto inmortal, porque será recordado por siempre jamás. Seguro, que a través de su magnífica máscara de oro (sin duda, el gran tesoro que nos ha legado su tumba), nos contempla y observa el paso del tiempo (al menos eso es lo que dice su leyenda).

el libro de tutankamón para niños

En el mes de noviembre Howard Carter pudo ver cumplido su sueño de abrir la tumba de un faraón y entrar en los libros de Historia. Con esta novela para peques curiosos y aventureros, se pretende rendirle homenaje y celebrar tan espectacular efeméride. 

Pero aún hay más. Madrid se convierte en capital del Antiguo Egipto con dos grandes exposiciones que suman más de medio millar de objetos de la civilización faraónica. Sí o sí en casa y, sobre todo los pequeños, vamos a acabar hechos todos unos expertos en esta cultura. Hijas del Nilo, en el Palacio de las Alhajas, y Momias, redescubriendo seis vida, en Caixaforum, coinciden en este otoño para las celebraciones de los amantes de la Egiptología. 

Y no hay que olvidar las importantes colecciones de esta cultura que custodia el Museo Arqueológico Nacional. Y para los que siempre quieren más. También este año se ha cumplido (en julio) el 50 aniversario de la inauguración del Templo de Debod, originario de Nubia, en Madrid. Cualquiera diría que el Manzanares bebe de las aguas del Nilo.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This