¿Han escrito ya tus hijos la carta para Papá Noel? ¿Qué tal si este año se la damos en persona? Seguramente pienses que viajar hasta Laponia es muy cansado y que probablemente ya no haya vuelos disponibles, pero tengo buenas noticias: no hace falta irse hasta allí. Este año Santa Claus nos lo ha puesto más fácil y se ha venido hasta las instalaciones del Valle de los Abedules, en Bustarviejo (Madrid), para que todos los niños puedan conocerle a él, pero también a mamá Noel y a todos sus ayudantes. ¿Que no te lo crees? ¡Sigue leyendo!

Conoce la casa de Papá Noel en Valle de los Abedules

la casa de papá noel

Cuando les dije a mis hijas que este año íbamos a conocer a Papá Noel y que íbamos a pasar media mañana en su casa no se lo creían. Ellas, que tienen un mapamundi en su habitación, ya saben dónde está el Polo Norte, de ahí que desconfiaran de mi promesa/propuesta. Pero cuando les comenté que Papá Noel había escogido el pueblo madrileño de Bustarviejo como sede principal para preparar la Navidad… ¡ya empezaron a digerir la noticia bombaaaaa!

la casa mágica de papá noel

Pero es que no es solo hablar con Papá Noel, entregarle la carta en persona y contarle lo bien (ejem, ejem, ejem) que se han portado y lo poco que han ‘discutido’ entre ellas, esta visita tan especial a las instalaciones del Valle de los Abedules incluye muchas sorpresas más.

¿Qué te parece colarse, con permiso de los elfos, en la fábrica de juguetes de Papá Noel? Allí te espera el elfo juguetero para explicaros cómo se hacen todos estos coches, muñecas, casas y demás objetos que los niños piden en su misiva a Santa Claus y…. ¡para enseñaros el alfabeto élfico!

[Leer más: Películas de Navidad para ver con niños]

Y cuando ya sepas hablar en su idioma, ¡otra nueva actividad te espera: un taller de abalorios navideños! Y es que si hay una tradición que a padres y niños nos encanta hacer en este periodo festivo es decorar el árbol de Navidad. Vete dejando hueco en tu abeto o en las distintas estanterías de tu casa porque seguro que te sale algo realmente bonito y original que merece un lugar destacado de la casa.

Y algo que a mí especialmente me hace mucha ilusión: conocer por fin a mamá Noel. Y es que siempre estamos con Papá Noel por aquí, Papá Noel por allá y de mamá Noel poco sabemos, pero tienes que saber que no se ha querido perder este momentazo y también ha viajado hasta Bustarviejo para (‘¡tachán, tachán!) organizar taller de ricas y deliciosas galletas de Navidad… ¿Sabías que a Papá Noel y a los elfos les encantan los dulces?

Sin duda una experiencia de lo más especial e inolvidable para nuestro hijos, pero también para nosotros, que volveremos por unos instantes a sentirnos niños otra vez. Si tú también quieres vivirla, ¡tienes hasta el 23 de diciembre para reservar!

Pin It on Pinterest

Shares
Share This